CONFECÁMARAS

Artículo 96o. Las Cámaras de Comercio podrán confederarse siempre que se reúnan en forma de confederación no menos del cinco por ciento de las Cámaras del país.

Las Confederaciones de Cámaras de Comercio servirán de órgano consultivo de las confederadas en cuanto se refiera a sus funciones y atribuciones, con el fin de unificar el ejercicio de las mismas, recopilar las costumbres que tengan carácter nacional y propender al mejoramiento de las Cámaras en cuanto a tecnificación, eficacia y agilidad en la prestación de sus servicios. Como tales, convocarán a reuniones o congresos de las Cámaras confederadas, cuando lo estimen conveniente, para acordar programas de acción y adoptar conclusiones sobre organización y funcionamiento de las Cámaras del país.

La Confederación Colombiana de Cámaras de Comercio –CONFECÁMARAS- nació de la urgente necesidad que tenían estas entidades de agruparse y fortalecerse a través de un organismo de carácter nacional que las coordinara y asistiera en el desarrollo de sus funciones, entre otras las funciones públicas delegadas por el Estado.

CAPITULO I

OBJETO, DENOMINACION, DOMICILIO, DURACION

Articulo 1°. La Confederación Colombiana de Cámaras de Comercio , es una institución autónoma, con  personería jurídica y sin ánimo de lucro, constituida para fines de ayuda mutua y de interés colectivo por las Cámaras de Comercio Colombianas que funcionan en el país o en el exterior.

ARTICULO 2°.    La Confederación es un órgano consultivo y asesor de las  Cámaras de Comercio Confederadas, cuyo objeto esencial es propender por el mejoramiento de las Cámaras en cuanto a tecnificación, eficacia y agilidad en la prestación de sus servicios.  Como tal representará los intereses generales de sus afiliadas y asistirá técnicamente a las Cámaras de Comercio que así se lo demanden para el desarrollo de sus funciones, estimulará la unificación en el ejercicio de las mismas y coordinará aquellas actividades de las Cámaras que por su naturaleza imponen programas conjuntos para optimizar los recursos existentes.

En desarrollo de sus propósitos, trabajará en función de los intereses generales del sector empresarial colombiano, defenderá los principios que inspiran el sistema de empresa privada y cooperará con las Cámaras de Comercio para el desarrollo de actividades concertadas con el sector público tendientes a promover el desarrollo socio-económico de sus regiones en particular, y el país, en general.  Buscará la vinculación activa con las Cámaras Binacionales y de otros organismos de igual naturaleza, para proyectar y consolidar la actividad empresarial en el exterior.  Así mismo, llevará la representación de los intereses comunes que las Cámaras de Comercio le confíen ante las autoridades nacionales o en aquellos asuntos que expresamente apruebe la Junta Directiva.

ARTICULO 3°.  La Confederación tendrá como domicilio la ciudad de Santafé de Bogotá, D.C., y su radio de acción se extenderá a todo el territorio de las Cámaras de Comercio confederadas.

ARTICULO 4°.   La Confederación tendrá una duración indefinida, pero se disolverá:

Cuando el número de Cámaras confederadas no llegue al 50% de las que funcionan en el país, tal como lo dispone la Ley, y

Cuando así lo disponga la mayoría absuelta de las Cámaras miembros de la Institución.

ARTICULO 5°.   Para la cabal realización de sus fines, la Confederación como persona jurídica tendrá capacidad para adquirir y enajenar bienes muebles e inmuebles y ejercitar toda clase de actos y contratos lícitos.

CAPITULO II

PATRIMONIO

ARTICULO 6°.   El patrimonio de la Confederación se formará con:

Las cuotas ordinarias y extraordinarias que se decreten de acuerdo con los estatutos;

Los ingresos por prestación de servicios;

El fruto de cualesquiera bienes que posea;

Los bienes que adquiera a cualquier título.

ARTICULO 7°. La administración de ingresos y egresos se sujetará a las provisiones contenidas en presupuestos que para cada anualidad deben aprobarse por la Junta Directiva.

CAPITULO III

MIEMBROS DE LA CONFEDERACION, SUS OBLIGACIONES Y DERECHOS

ARTICULO 8ª Podrá ser miembro de la Confederación cualquier Cámara de Comercio Colombiana cuya solicitud de ingreso sea aprobada por la Junta Directiva.

La admisión a la Confederación no limita la autonomía que corresponde a cada Cámara de Comercio en el ejercicio de sus funciones, tanto a nivel nacional como internacional.

ARTICULO 9° La Junta Directiva no podrá rechazar la solicitud de ingreso de la Cámara peticionaria legalmente constituida y que a la vez se someta a todas las condiciones prescritas en los presentes estatutos.

ARTICULO 10°  Las Cámaras de Comercio pagarán a la Confederación la cuota de sostenimiento que fije anualmente la Junta Directiva según el presupuesto ordinario.

PARÁGRAFO: Facúltese a la Junta Directiva para establecer incentivos por pago anticipado de cuotas e intereses moratorios por retraso injustificado en el pago de las mismas.

ARTICULO 11°  La mora en el pago de sus cuentas con la Confederación por noventa días o más, o en el incumplimiento de las obligaciones establecidas por los presentes estatutos, podrá ser sancionada con amonestación, suspensión por tiempo determinado o desafiliación según la gravedad del hecho.

Las sanciones a que se refiere este Artículo serán aplicadas por la Junta Directiva pero previamente deberá oírse a la entidad interesada.  En caso de desafiliación la Junta Directiva informará a la próxima Asamblea General sobre los motivos que determinaron.  La Cámara de Comercio que fuere objeto de esta sanción podrá solicitar su reintegro y la Junta Directiva decidirá sobre el particular.

ARTICULO 12°   Las Cámaras miembros de la Confederación se obligan a cumplir los presentes estatutos y a acatar las decisiones de la Asamblea General, la Junta Directiva y demás organismos institucionales previstos en ellos.  Así mismo se obliga a:

Remitir a la Confederación un ejemplar de su Acta de Constitución, de los estatutos que la rijan y de cualquier modificación que introduzcan en los mismos, así como a enviarle oportunamente las copias de la matrícula y renovación de los empresarios de su jurisdicción, las listas de sus afiliados y los nombres y direcciones de sus directivos.

Cubrir puntualmente los honorarios y gastos que causen los servicios especiales que reciban de la Confederación, o las cuotas correspondientes a los programas nacionales que ésta coordina y que no sean servicios de los que se les deben prestar gratuitamente de acuerdo con los presentes estatutos.

Suministrar oportunamente a la Confederación, cumplida y asiduamente todos los datos, informes, o estadísticas sobre sus actividades o aquellos otros asuntos sobre los cuales exista interés de elaborar estadísticas consolidadas a nivel nacional, según lo decida la Junta Directiva.  Esta información no podrá ser comercializada por Confecámaras, salvo contrato expreso que así lo determine.

Enviar copias de todas sus publicaciones, y Prestar a la Confederación la ayuda que ésta les solicite, siempre que no resulte incompatible con los intereses de la propia Cámara.

ARTICULO 13°.   Son derechos de los miembros de la Confederación: 

Integrar las Asambleas Generales por medio de sus representantes, en la forma establecida en los presentes estatutos.

Participar en las elecciones de los diversos órganos institucionales.

Hacerse representar por la Confederación, ante las autoridades nacionales, o regionales cuando así convenga a sus intereses.

Obtener, por conducto de la Confederación, los datos o informaciones que estime necesarias para la buena marcha de sus propias actividades.

Recibir todos los servicios que la Confederación establezca para sus miembros y solicitar los que adicionalmente requiera.

Recurrir a la Confederación para que intervenga, como amigable componedora en los conflictos que surjan con otras Cámaras de Comercio o con cualquier otra persona natural o jurídica.

Someter a la consideración de la Junta Directiva, en cualquiera de sus sesiones y por conducto de uno o más representantes especiales cualquier problema en el cual requieran del apoyo o la actuación de la Confederación.

Asistir a las sesiones de la Junta Directiva, con voz únicamente, cuando sean invitados, previa solicitud.

Todos los demás que les concedan las leyes o los presentes estatutos.      

ARTICULO 14°.   Las Cámaras que forman parte de la Confederación, si llegaren a tener serios motivos para desafiliarse de la misma, podrán hacerlo dando cuenta a aquélla de dichos motivos y fijando una fecha para su retiro, no inferior a los sesenta días siguientes a la referida comunicación.  Con ésta deberán enviar copia del acta de la sesión en que se tomó la correspondiente decisión.  La entidad que se retire deberá estar a paz y salvo con la Confederación por todo concepto.

CAPITULO IV

DE LOS GRUPOS REGIONALES

ARTICULO 15°.  Para los efectos de los presentes estatutos, las Cámaras de Comercio afiliadas, se consideran agrupadas regionalmente, de acuerdo con los Departamentos o territorios en que tienen su sede, así:

Zona Central

Zona Costa Atlántica

Zona Noroccidental

Zona Suroccidental

Zona Oriental 

PARÁGRAFO PRIMERO:  La Junta Directiva de la Confederación, mediante resolución, determinará las Cámaras de Comercio que habrán de pertenecer a cada zona, para lo cual, requerirá aceptación por escrito de la respectiva Cámara.

PARÁGRAFO SEGUNDO:   Si una Cámara de Comercio desea cambiar de zona, deberá someterse al procedimiento establecido en este artículo y obtener autorizaciones tanto de la zona a la cual pertenece, como de la nueva a la que ha de ingresar.

ARTICULO 16°.   En el caso de creación de nuevas Cámaras de Comercio en territorios diferentes, la Junta Directiva determinará la zona a la cual quedarán adscritas.               

ARTICULO 17°.   Cada grupo regional será coordinado por la Cámara cuya contribución al presupuesto de Confecámaras sea mayor en el año calendario en que se celebre la Asamblea General Ordinaria de la Confederación.

Las Cámaras de Comercio coordinadoras cumplirán las siguientes funciones principales:

Gremiales

Asesorar a las Cámaras de Comercio de la zona correspondiente, para el logro de mayores niveles de desarrollo organizacional y aprovechamiento de sus recursos.

Mantener contacto permanente con los líderes cívicos y empresariales con el fin de detectar las necesidades de las respectivas zonas en diferentes  áreas, con el propósito de emprender y promocionar las acciones necesarias para su solución.

Comunitarias.

Promover y fomentar planes y proyectos de incidencia social y económica en la región.

Públicas.

Concretar acciones y proyectos entre el sector público y privado, como la forma más efectiva de compartir recursos y evitar la duplicidad de esfuerzos.

PARÁGRAFO:   Para el cabal cumplimiento de las funciones consagradas en este artículo, cada grupo regional se organizará de la manera que más convenga manteniendo de todas maneras la unidad frente a la Confederación y acordarán los mecanismos para lograr estos objetivos.

ARTICULO 18°.   Los grupos regionales funcionarán de acuerdo con las siguientes directrices generales:

Propender, en general, por el cumplimiento de los fines de la Confederación y por la adopción de programas conjuntos que beneficien a la respectiva región;

Cada grupo deberá efectuar una Asamblea Regional, con una anterioridad no inferior a un mes a la fecha de celebración de la Asamblea General Ordinaria de Confecámaras, previa convocatoria de la Cámara de Comercio Coordinadora.  En esta reunión se acordarán los temas que serán presentados a la Asamblea Ordinaria, lo mismo que la representación de la zona en la Junta Directiva de la Entidad.

En el evento de no ser citado por la Cámara de Comercio Coordinadora, podrá ser convocado por un número de Cámaras de Comercio del grupo regional, no inferior al 30% del total de Cámaras que lo conforman.

Los grupos regionales, actuaran en todo, de acuerdo con las reglas que para su funcionamiento trace la Junta Directiva de Confecámaras y en ningún caso podrán, comprometer aisladamente la política nacional de la Confederación, ni adoptar decisiones que, según estos estatutos, corresponden a otros órganos de dirección o administración de la entidad.

CAPITULO V

 DIRECCION Y ADMINISTRACION

ARTICULO 19°.   La Confederación Colombiana de Cámaras de Comercio estará regida por los siguientes órganos:

Asamblea General

Junta Directiva

Presidente Ejecutivo

ARTICULO 20°.   La Asamblea General es la autoridad suprema de la Confederación y se constituye por la reunión de los representantes de sus miembros.

ARTICULO 21°.   La Asamblea General se reunirá ordinariamente una vez al año, en el día y hora que señale la Junta Directiva.  La citación se hará por escrito, con treinta (30) días de anticipación por lo menos a la fecha de la reunión.

ARTICULO 22°.  Se reunirá extraordinariamente la Asamblea General cuando sea convocada por la Junta Directiva, por la mayoría absoluta de los miembros de la Confederación comunicada al Presidente Ejecutivo o por el Revisor Fiscal, previa citación hecha con la debida antelación, y sólo podrá considerar asuntos urgentes de interés general que deberán constar en la citación.

ARTICULO 23°.   La Asamblea General Ordinaria, se celebrará en la ciudad sede que haya señalado la misma en su sesión anterior, debiendo observarse una rotación conveniente.

ARTICULO 24°.   Formará quórum en las Asambleas Ordinarias y Extraordinarias, la asistencia de la mitad más una de las Cámaras miembros de la Confederación.

ARTICULO 25°.   Las decisiones de la Asamblea se tomarán por mayoría de votos.  Cuando se trate de reformar estatutos o de decretar la liquidación de la Confederación, se requerirá el voto favorable de un mínimo de delegados que represente el setenta por ciento (70%) cuando menos de las Cámaras miembros de la institución.

ARTICULO 26°.   En la Asamblea cada Cámara de Comercio sólo tendrá derecho a un voto, que será emitido por el Presidente de la delegación, cualquiera que sea el número de personas que la integran.

ARTICULO 27°.   La Asamblea será presidida por el Presidente de la Junta Directiva de Confecámaras o quien haga sus veces, y actuará como Vicepresidente el Presidente de la Junta Directiva de la Cámara de Comercio sede de la Asamblea.

ARTICULO 28°.   Las Cámaras de Comercio se harán representar en la Asamblea Generar por uno o más de sus miembros, designados por la Junta Directiva de la respectiva Cámara.  Cada Cámara de Comercio puede hacerse representar por otra ante la Asamblea de la Confederación, pero ninguna puede ejercitar más de una delegación.

ARTICULO 29°.    Son funciones de la Asamblea:

Fijar y encausar como órgano supremo todas las actividades de la Confederación.

Integrar la Junta Directiva, de acuerdo con los presentes estatutos.

Elegir el Revisor Fiscal y su suplente y fijarle remuneración.

Estudiar y aprobar el informe y cuentas anuales que rindan la Junta y el Presidente Ejecutivo.

Aplicar las sanciones de desafiliación prevista en el Articulo 11 de los estatutos.

Tramitar y resolver las iniciativas que presenten las Cámaras de Comercio afiliadas, sobre asuntos de orden interno o de interés general para la economía y el desarrollo del país.    

Reformar los estatutos de la Confederación

Decretar la disolución de la Confederación.

Fijar el monto y decretar cuotas o contribuciones extraordinarias.

Ejercer todas las demás atribuciones que se deriven de su naturaleza y las que señalen los presentes estatutos. 

CAPITULO VII

JUNTA DIRECTIVA

ARTICULO 30°.   La Junta Directiva estará integrada por quince miembros principales.  Cada grupo regional estará representado por tres Cámaras de Comercio.

Sólo podrán ser designados como directivos, el Presidente o Vicepresidente de la Junta Directiva, el Presidente o Director Ejecutivo de la Cámara de Comercio elegida, según designación que efectúe su Junta Directiva.

Cuando se presentaren vacantes éstas serán suplidas por la misma Cámara de Comercio a que pertenecían los elegidos inicialmente.

PARÁGRAFO:   Cada grupo regional podrá efectuar una Asamblea Regional Extraordinaria para modificar la representación de su zona en la Junta Directiva, cuando se compruebe la inasistencia sin causa justificada de sus representantes a tres o más sesiones de la Junta Directiva.

ARTICULO 31°.   Cada grupo regional estará representado en la Junta por tres (3) Cámaras de Comercio.  En cada grupo un puesto le corresponderá por derecho propio a la Cámara de Comercio cuya contribución al presupuesto de Confecámaras hubiere sido mayor en el año calendario en curso.

PARÁGRAFO TRANSITORIO:  Para las elecciones de Junta Directiva correspondiente al período 1993-1994, se tendrá en cuenta la distribución regional de las Cámaras de Comercio vigente hasta la presente reforma, teniendo en cuenta que las Cámaras de Comercio de Tunja, Duitama y Sogamoso pasan a  hacer parte de la zona central del país.

ARTICULO 32°.  Para la elección de Junta Directiva se procederá de la siguiente manera:

Las Cámaras de Comercio que hacen parte de cada grupo regional presentarán a la Asamblea General para su integración los tres (3) miembros que previamente hubieren escogido en su representación.

ARTICULO 33°. Los representantes de las Cámaras de Comercio miembros de la Junta Directiva se elegirán por períodos de un (1) año.   Vencido el período, continuarán en sus cargos, mientras no sean reemplazados por la Asamblea General de Confecámaras.

ARTICULO 34°.   Formará quórum de la Junta Directiva la asistencia de ocho (8) de sus miembros.  Las decisiones deberán adoptarse por mayoría de votos de los asistentes, excepción hecha de los casos previstos en los números 1, 3, 5 y 11 del artículo 37 para los cuales se requerirá  el voto afirmativo de la mayoría de los miembros de la Junta.  En los casos de los numerales 3, 5 y 11  del artículo 37, esta mayoría especial deberá incluir el voto favorable de los directivos representantes de cualquier número de Cámaras cuya contribución al presupuesto ordinario de Confecámaras del año en curso represente por lo menos el cincuenta y uno por ciento (51%).  En ningún caso cada Cámara de Comercio puede votar representando más del veinte por ciento (20%) de dicha contribución.

Para lo contemplado en el numeral 16 del artículo 37, se requerirá, por lo menos del voto favorable de diez de los integrantes de la Junta Directiva.

ARTICULO 35°.   La Junta Directiva elegirá de su seno un Presidente, un Primer Vicepresidente y un Segundo Vicepresidente por un período de un (1) año.

El Primer Vicepresidente y el Segundo Vicepresidente, reemplazará en su orden al Presidente en el caso de faltas temporales o definitivas.  Estos dignatarios desempeñarán sus funciones hasta la siguiente reunión ordinaria de la Asamblea General.

Son funciones del Presidente de la Junta Directiva:

Presidir y dirigir las reuniones de la Junta Directiva

Convocar la Junta Directiva a reuniones extraordinarias, cuando lo considere necesario o conveniente.

Vigilar el fiel cumplimiento de los estatutos, reglamentos, las decisiones de la Asamblea y de la Junta Directiva.

Refrendar con su firma todos los actos y resoluciones de la Junta Directiva.

Refrendar las actas de la Junta Directiva.

Las demás que le encomiende la misma Junta Directiva

ARTICULO 36°.   La Junta Directiva deberá reunirse una (1) vez al mes por lo menos, en Santafé de Bogota, D.C., o en la ciudad que previamente designe para tal efecto.

ARTICULO 37°.   Son funciones de la Junta Directiva:

Elegir y remover al Presidente Ejecutivo y señalarle su remuneración y proveer el encargo temporal cuando haya lugar.

Dirigir todas las actividades de la Confederación de conformidad con las normas que le fijen la Asamblea General y los presentes estatutos.

Estudiar y aprobar el programa anual de trabajo, y proyectos de presupuestos de rentas y gastos de la Confederación, así como cualquier modificación y vigilar su adecuada ejecución.

Crear los cargos que considere necesarios para el buen funcionamiento de la Confederación y fijar sus niveles de remuneración.

Fijar anualmente la cuantía de los contratos que se autorice ejecutar al Presidente Ejecutivo.

Resolver oportunamente sobre las consultas, solicitudes o reclamos que le formule cualquier miembro de la Confederación.

Designar los árbitros para dirimir los conflictos suscitados entre dos o más Cámaras miembros de la Confederación.

Dar concepto sobre los informes y cuentas que prepare el Presidente Ejecutivo para ser presentados a la Asamblea General.

Tomar las determinaciones previstas en el artículo 11, en lo referente a amonestaciones o suspensiones.

Decidir aquellos asuntos en que, por vía de excepción Confecámaras no pueda asumir la representación de las Cámaras de Comercio y designar la persona que asumirá la Comisión o la Cámara de Comercio que adelantará, en nombre de las Cámaras afiliadas, el encargo de representación.

Aprobar las cuotas anuales de sostenimiento.

Determinar la política general de Confecámaras, en los asuntos de carácter económico y social de interés para el país.

Delegar en Comités el estudio y definición de los asuntos internos de la Confederación, que considere pertinente y que no contraríen lo dispuesto en otras normas de los presentes estatutos.

Conformar Comités permanentes o transitorios para el estudio de los asuntos de su competencia o para temas especializados.

Asumir y desarrollar otras funciones vinculadas a los objetivos y propósitos de la Confederación, que redunden en beneficio de sus afiliadas y de la comunidad empresarial que ellas congregan.

Reglamentar lo relacionado con las cuotas o contribuciones extraordinarias o especiales que haya aprobado la Asamblea.

Todas las demás funciones que se deriven de su índole propia y que sean necesarios para el logro de los fines que se propone la Confederación que no se opongan a la ley, a los presentes estatutos o las disposiciones de la Asamblea General.

ARTICULO 38°.   Habrá Un Consejo Honorario, integrado por los Expresidentes de la Junta Directiva, que hubieren servido por lo menos un período en este cargo.  Este Consejo se constituirá en cuerpo asesor de la Junta Directiva especialmente en asuntos delicados de la política institucional, siempre que sea convocado por el Presidente de la Junta.

CAPITULO VIII

DEL PRESIDENTE EJECUTIVO

ARTICULO 39°.   El Presidente Ejecutivo será el representante legal de la Confederación.  Como tal llevará la vocería de la institución ante los diversos estamentos públicos y privados tanto de la Nación como en el exterior, representando los intereses comunes de las Cámaras de Comercio.

El Presidente Ejecutivo será de libre nombramiento y remoción de la Junta Directiva.

ARTICULO 40°.   Son funciones del Presidente Ejecutivo:

Ejecutar los programas necesarios para el cumplimiento de los fines y objetivos de la Confederación, buscando la optimización de los servicios a las Cámaras afiliadas.

Unificar criterios respecto de las materias y áreas que sean de competencia de las Cámaras de Comercio del país.

Proyectar y coordinar  actividades conjuntas para la obtención de nuevos recursos y mejoramiento de los servicios existentes.

Ejecutar todas las decisiones emanadas de la Asamblea General y de la Junta Directiva.

Rendir a la Junta Directiva y a la Asamblea General, los informes requeridos en relación con la marcha de la Confederación.

Señalar conjuntamente con el Presidente de la Junta Directiva, los temas que deben ser incluidos en el orden del día de las reuniones de la Junta Directiva.

Proponer a la Junta Directiva para su aprobación, el temario de las reuniones institucionales de las Asambleas Generales Ordinarias de la Confederación.

Cuidar de la recaudación de las cuotas y de todos los demás ingresos e invertirlos conforme al presupuesto.

Constituir apoderados judiciales para ventilar los negocios de la Confederación, en juicio o fuera de él.

Celebrar actos y contratos hasta por la cuantía establecida por la Junta Directiva y los que excedan de dicha cantidad con arreglo a las atribuciones otorgadas por la misma Junta.

Designar y remover el personal, y en general, dirigir el funcionamiento y servicios de la Confederación.

Las demás que fije la Junta Directiva.

ARTICULO 41°.   La Confederación tendrá un Revisor Fiscal con su suplente que deberá ser contador público elegido por la Asamblea General en su sesión ordinaria.  El Revisor Fiscal desempeñará sus funciones hasta la siguiente reunión ordinaria de la Asamblea General.

ARTICULO 42°.  El Revisor Fiscal y su suplente no podrán estar ligados dentro del cuarto grado de consanguinidad o segundo se afinidad con ningún miembro de la Junta Directiva, con el Presidente Ejecutivo o con cualquier funcionario de manejo de Confecámaras.  Igualmente no podrán ser socios de algunas de dichas personas, salvo en sociedades anónimas, ni depender particularmente de ellas.

ARTICULO 43°.   El cargo de Revisor Fiscal es incompatible con cualquier cargo o empleo oficial.

ARTICULO 44°.   Son funciones del Revisor Fiscal:

Cerciorarse de que las operaciones que se celebren o cumplan por cuenta de la entidad se ajusten a las prescripciones de los estatutos y las decisiones de la Asamblea y la Junta Directiva.

Dar oportuna cuenta, por escrito, a la Junta o al Presidente Ejecutivo según los casos, de las irregularidades que ocurran en el funcionamiento de la Confederación y en el desarrollo de sus actividades.

Velar porque se lleven regularmente la contabilidad y las actas de las reuniones de Junta Directiva, y porque se conserve debidamente la correspondencia de la entidad y los comprobantes de las cuentas impartiendo las instrucciones necesarias para tales fines.

Inspeccionar asiduamente los bienes de la entidad  y procurar que se tomen oportunamente las medidas de conservación o seguridad de los mismos y de los que ella tenga en custodia a cualquier título.

Autorizar con su firma los balances de la entidad.

Realizar el arqueo de caja, por lo menos dos (2) veces al mes.

Convocar a la Junta Directiva a reuniones extraordinarias cuando lo juzgue necesario.

Rendir anualmente un dictamen o informe a la Asamblea General Ordinaria sobre el balance general, que se refiera como mínimo a los aspectos previstos en el artículo 208 del Código de Comercio.

Cumplir las demás atribuciones que le señalen las normas legales que regulen la materia a los estatutos y las que, siendo compatibles con las  anteriores, le encomienden la Asamblea Generar, o la Junta Directiva.

PARÁGRAFO:   Sin  perjuicio de lo dispuesto en este artículo, cualquier número de Cámaras que represente el veinticinco por ciento (25%) de las contribuciones efectuadas al presupuesto ordinario de Confecámaras durante el año inmediatamente anterior, podrá examinar en cualquier tiempo, por o sí o por medio de un representante, los libros de contabilidad, los libros de actas, la correspondencia, los contratos, los comprobantes de las cuentas y demás papeles de la entidad.   

ARTICULO 45°.   El Revisor Fiscal responderá de los perjuicios que ocasione a la Confederación o a terceros, por negligencia o dolo en el cumplimiento de sus funciones.

ARTICULO 46°.   El Revisor Fiscal podrá intervenir en las deliberaciones de la Junta Directiva, sin derecho a voto, cuando sea citado a éstas.

Así mismo tendrá derecho, a inspeccionar en cualquier tiempo los libros de contabilidad, libros de actas, correspondencia, comprobantes de las cuentas y demás papeles de la entidad.

ARTICULO 47°.   El Revisor Fiscal deberá guardar completa reserva sobre los actos o hechos de que tenga conocimiento en ejercicio de su cargo y solamente podrá comunicarlos o denunciarlos en forma y casos previstos expresamente en las leyes.

ARTICULO 48°.   El Revisor Fiscal principal y suplente deberán ser contadores públicos inscritos, conforme lo prescriba la ley.

La Confederación podrá designar asociaciones o firmas de contadores como Revisor Fiscal.

CAPITULO X

LIQUIDACION

ARTICULO 49°.   La Asamblea General decretará la disolución de la Confederación y designará el respectivo liquidador, para que proceda de conformidad.

ARTICULO 50°.   Los bienes de la Confederación se destinarán preferencialmente a pagar el pasivo existente y el remanente del activo patrimonial será entregado a la entidad de derecho privado y sin ánimo de lucro, que determine la Asamblea General y cuyos fines y objetivos sean semejantes o afines a los de la Confederación o a los de sus afiliadas.

ARTICULO 51°.   Confecámaras tendrá  dos presupuestos anuales:  el presupuesto ordinario y el presupuesto extraordinario.

El presupuesto ordinario incluirá los ingresos y egresos necesarios para atender únicamente las labores que cumple permanentemente la Confederación como organismo asesor y de coordinación de las Cámaras en materia de Registro Mercantil y Promoción del Comercio.  Los gastos con cargo a este presupuesto serán cubiertos con los ingresos ordinarios y extraordinarios de Confecámaras, incluidas las cuotas de sostenimiento que fijen anualmente la Junta Directiva.

El presupuesto extraordinario se conformará con los programas extraordinarios, los cuales podrán ser aprobados por la Junta Directiva de la Confederación cuando considere el presupuesto ordinario o posteriormente durante el transcurso del año.

Los presupuestos extraordinarios dispondrán de sus ingresos y egresos propios y serán de obligatorio cumplimiento por parte de todas las Cámaras de Comercio afiliadas a la Confederación.

Para la aprobación de ambos presupuestos se requerirá el cumplimiento del voto ponderado previsto en el artículo 34 de los presentes estatutos.

whatsapp-en-linea whatsapp-en-linea